THC

THC

THC

Conjunto de archivos que al amor de una luciérnaga va dando a luz escritos e imágenes

Puede desplazar la barra utilizando las teclas y

Me pides dejarte seducirme, no obstante cada beso de amor que me otorgas, destruye mi ensueño.

Anuncios

PAUL WT ALLEN CII

21/11/2011

¿Comunicamos? Salu2

Por favor escribe comentarios educados y que se mantengan en el tema.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

comentarios

Ya lo dijo el enigmático Jinete de Dragones (en “Eragon”): “Mejor pedir perdón que permiso”…
Los besos se conquistan como castillos inexpugnables. Se sueñan. Se dibujan. Se intuyen. Se regalan. Se perfilan, acosan y toman. Incluso se roban!!! (A veces tras un beso robado te llueve una cascada de rendidos besos… : )
Para mí un beso pedido. Es un beso perdido. 😉


Furtiva y sigilosa, provocaré que me beses. Y dichoso, -aún sin creerlo-, morirás un día convencido de que aquella noche…, yo fui la inocente seducida y tú el valiente seductor.

Beso (entregado). (Sin más.) (Jajaja…)

beadealejandria

21/11/2011

Soy de los que piden permiso.
A mi dragón le abruma tanta educación, pero con el tiempo, creo que se va acostumbrando.

Guau!

Un beso, salu2.

🙂

rlfox

22/11/2011

A %d blogueros les gusta esto: